Ayer, en la costanera

Algunas “joyitas” se pudieron apreciar ayer en barrio Santa Ana, sin embargo, también se vieron modelos más contemporáneos y cotidianos, pero con detalles como puertas levadizas

El Meet Car Show reunió a cientos de fanáticos por los coches. Hubo vehículos de colección y otros actuales, pero tuneados de una manera que atrajo a un gran número de personas, pese al frío

Algunas “joyitas” se pudieron apreciar ayer en barrio Santa Ana, sin embargo, también se vieron modelos más contemporáneos y cotidianos, pero con detalles como puertas levadizas

La pasión por los autos le ganó la pulseada a una tarde de domingo “pochoclero”, para muchos ideal para aprovechar un servicio de películas online o quedarse calefaccionados bajo techo.

El frío no pudo detener a los amantes de los fierros, que se dieron cita en avenida costanera esquina Alfonsina Storni, en barrio Santa Ana.

Algunos se acercaron con sus máquinas, pero la mayoría lo hizo para observar las de los detallistas que presentaron sus autos de una manera impecable.

Además, para amenizar la congelada tarde de domingo se hicieron presentes los infaltables food trucks, que son la joyita de los eventos que últimamente se realizan en la ciudad, aunque algunos los llaman “detractores del carribar”.

Es tan fácil reunir en una tarde a cientos de fanáticos por los autos, que solo bastó una convocatoria vía Facebook para anunciar ese evento, aunque también es cierto que fue uno de los pocos motivos que hubo ayer para bajarse del auto en la famosa “vuelta al perro”, típica en la costanera.

La pasión por los autos, que todos los días vemos traducida como un caos en el tránsito, ayer le regaló a la ciudad una vistosa vidriera de los coches más mimados de la zona.

 

Print Friendly, PDF & Email
Facebooktwittergoogle_plusFacebooktwittergoogle_plus