El Diario del centro del país

Buscan el aval para liberar la traza de un nuevo canal

En Villa María se hizo la reunión con productores de toda la zona, como así también los representantes de Consorcios Canaleros

OBRAS para evitar inundaciones

La mayoría de los productores aceptaría ceder una parte de su campo para el canal que se proyecta con el fin de evitar el daño de las inundaciones. También habrá lagunas de retención

Se llevó a cabo en Villa María una reunión con productores de la región con el fin de explicar el proyecto de canalización para la zona.

“El primer objetivo es liberar la traza para poder iniciar la obra”, explicó Juan Pablo Brarda, director de Recursos Hídricos de la Provincia. “Y la verdad es que nos vamos muy contentos, porque si bien al principio mostraron cierta resistencia y dudas, cuando se interiorizaron de la iniciativa, la mayoría dio el aval”, precisó.

“La obra consiste en una sistematización de la cuenca de Villa María para llevarla de manera controlada hacia el desviador del Río Tercero (Ctalamochita)”, dijo.

Pretende por un lado regular el cauce que se origina por las lluvias y por el otro, retener el exceso hídrico en lagunas, para ir conduciéndola de manera ordenada hacia el cauce del río.

El funcionario provincial explicó que la obra, de no haber inconvenientes, podría estar para fin de 2019.

Detalle del mapa por donde pasaría el canal y el lugar donde se proyectaron las lagunas

Se trata de un proyecto de 60 millones de pesos.

“Va a beneficiar a la zona norte de Villa María y a una amplia zona rural, incluyendo escuelas de campo y tambos, que han pasado situaciones de penuria por las inundaciones”, explicó.

En el proyecto, el canal nace en la intersección de la calle Buenos Aires con el gasoducto y de allí se inicia un recorrido que transcurre en paralelo a la autopista. Llega a Acabio, cruza el ferrocarril y la ruta 2 y luego se conduce por el sector sur hacia Ballesteros, donde hay un bajo natural. A partir de allí se dirige al desviador de Río Tercero, donde hay ya un reservorio que conduce el agua para ingresar al cauce del río por el norte de Bell Ville.

En el mismo proyecto se prevén las lagunas de retención.

Habrá dos en la zona urbana de Villa María y otra en el norte de Acabio.

“El canal pasa por fondos privados, por lo que es importante la solidaridad para el conjunto mostrada por la mayoría de los productores, para evitar que se inunden los caminos rurales y los campos de la región”, dijo.

En el caso de que haya propietarios de campos que no accedan al paso del canal, “el gobernador ya nos instó a realizar todos los pasos administrativos para priorizar el beneficio colectivo”, precisó.

“Lo importante ahora es liberar la traza y empezar la obra, porque en definitiva, estamos trabajando con el apoyo de todos para el bien común”, concluyó Brarda.

Print Friendly, PDF & Email

En la misma categoría

Lograron acuerdo con una de las “grandes”

Mercedes Dagna

Crecer desde la buena semilla

Juan Pablo Morre

La sequía mermó los rindes

Alexis Loudet