El Diario del centro del país

Condenados por narcomenudeo en la Cámara del Crimen villamariense

Graciela Viva y Sergio Aquino junto a su defensor, Eduardo Rodríguez, en uno de los juicios por narcomenudeo

En dos juicios orales y públicos por “tenencia de estupefacientes con fines de comercialización”

Se trata de Graciela Viva, Sergio Aquino y Jorge Obregón, quienes recibieron penas de tres años y medio, tres años y tres años y tres meses de prisión, respectivamente. Los dos primeros fueron detenidos el 16 de noviembre de 2017 y el restante el 24 de enero pasado

Una pareja, constituida por un albañil y una ama de casa, y un joven metalúrgico fueron condenados ayer por la Justicia villamariense luego de haber sido declarados culpables de tener drogas para la venta, en dos juicios realizados ayer en la Cámara del Crimen.

Sergio Mauricio Aquino (33), Graciela Stella Maris Viva (59) y Jorge Luis Obregón (26) comparecieron privados de la libertad, imputados como autores del delito de “tenencia de estupefacientes con fines de comercialización”, más conocido como narcomenudeo.

Si bien se trató de dos audiencias de debate diferentes, el ilícito cometido es el mismo y en ambos procesos orales y públicos intervinieron prácticamente los mismos actores judiciales, con excepción de los defensores.

En efecto, los dos juicios fueron presididos por la camarista Eve Flores de Aiuto y contaron con la participación del fiscal Francisco Márquez y de la secretaria Gabriela Sanz. El abogado Eduardo Rodríguez ejerció la Defensa de Aquino y Viva, mientras que la defensora oficial Silvina Muñoz asistió legalmente a Obregón.

 

Marihuana y cocaína

El 16 de noviembre del año pasado, alrededor de las 3 y media de la madrugada, la Policía abordó a una pareja que se encontraba en actitud sospechosa en el interior de un Fiat Uno (JJX-233) que estaba estacionado sobre calle República de Siria sin número, entre República del Líbano y Tobas, en barrio Barrancas del Río de esta ciudad.

Luego de identificar a Aquino y a Viva, requisaron el rodado y hallaron un trozo de picadura de marihuana compactada (pesaba 115 gramos), un frasco que contenía inflorescencias de cannabis sativa, un envoltorio con la misma sustancia (otros 5 gramos) y un cigarrillo de marihuana (“porro”).

En tanto, del interior de la cartera de la mujer secuestraron tres envoltorios que contenían clorhidrato de cocaína por un total de 29 gramos: uno con 11,86 gramos, otro con 16,74 y el tercero con 0,30.

Detenidos desde entonces, la pareja fue procesada por el delito antes descripto, pero recibieron distintas condenas: Aquino (nacido en la ciudad misionera de Posadas el 30 de marzo de 1985), recibió una sanción de tres años de prisión efectiva, mientras que a Viva (nacida en Villa María el 29 de marzo de 1959) le impusieron tres años y seis meses de cárcel, con declaración de reincidencia. Asimismo, fueron condenados a pagar una multa de 10 mil pesos cada uno.

La pareja registra domicilio en Viamonte 947, en barrio San Justo de esta ciudad, y son padres de siete hijos.

 

Jorge Obregón volvió a sentarse en el banquillo de los acusados, esta vez por tener marihuana para la venta. En diciembre de 2014 había sido condenado por intentar violar a una vecina de Dalmacio Vélez, a quien le robó dinero. En la foto, junto a la asesora letrada

Detenido en Etruria

El pasado el 24 de enero, en la vía pública de la localidad de Etruria, la Policía interceptó a Obregón en momentos que circulaba en una moto y al requisarlo encontró que en el interior de una mochila llevaba 30 “porros” (por un total de 8 gramos) y un pequeño envoltorio con otros 2 gramos del mismo alucinógeno.

El joven infractor a la Ley Federal de Estupefacientes 23.737 dijo que era adicto a la marihuana y que la droga incautada era “para consumo personal”. Sin embargo, durante la audiencia de la víspera el fiscal Márquez precisó que adentro de la mochila la Policía también encontró un papel con anotaciones en las que Obregón detallaba los nombres de los “clientes” que le debían dinero por la compra de dicha droga.

Al momento de los alegatos, el acusador público reclamó una pena de cuatro años, mientras que la asesora letrada argumentó que se trataba de “tenencia simple de estupefacientes”, por lo que pidió un año de prisión. Subsidiariamente, solicitó tres años si se mantenía la calificación legal.

Finalmente, la jueza Flores aplicó una condena de tres años y tres meses, multa de 10 mil pesos y declaración de reincidencia, ya que Obregón registra una sanción anterior impuesta por la Justicia de Villa María.

 

Intento de violación

Sobre este último punto, cabe señalar que el 9 de diciembre de 2014 este joven convicto, nacido el 10 de julio de 1992 en la localidad bonaerense de Rojas, recibió una condena de cuatro años de prisión por “abuso sexual con acceso carnal en grado de tentativa” y “robo”.

El 26 de septiembre de 2013, por entonces domiciliado en los predios del ferrocarril de Dalmacio Vélez, donde se ganaba la vida como vendedor ambulante de churros, intentó violar a una vecina de 67 años, pero como la víctima se resistió con tenacidad, se dio a la fuga luego de robarle 400 pesos.

 

Print Friendly, PDF & Email

En la misma categoría

Pruebas contundentes contra el sujeto que apuñaló a su expareja

Daniel Rocha

Mujer herida al chocar dos motos

Alexis Loudet

Colisiones con motos en Villa María y vuelco de un camión en Villa Nueva

Daniel Rocha