Coninagro reclama tratar la “Ley de Bosques”

En los primeros días de este año las entidades agrarias se reunieron con el gobernador de la provincia, Juan Schiaretti, por el tema de la Ley de Bosques. “La Ley está supeditada a la Legislatura y estamos molestos porque diez legisladores de Unión por Córdoba no permitieron que se tratara y la solución la tenemos que buscar, ahora, los integrantes de la Mesa de Enlace”. Así lo expresó Marco Giraudo, presidente provincial de Coninagro, una de las entidades presentes en esa reunión con las máximas autoridades cordobesas.

Ahora se reunirán con los presidentes de los bloques legislativos y plantearán su postura. Anteriormente el partido oficialista estaba dividido y aparentemente en este momento han logrado cohesionarse.

“Se trabajó con un equipo técnico en una comisión y se llegó a un acuerdo con las entidades ecologistas. Se espera que en el mes de febrero se discuta el mismo en forma seria, ya que los productores de la zona norte están sufriendo una situación preocupante”, narró el dirigente.

En cuanto a las diferencias entre la concepción de los ambientalistas y las entidades agropecuarias “se están trabajando y se había logrado un principio de acuerdo”, dijo. Estas diferencias están en la definición de “bosque nativo” en donde el ambientalista dice que todo arbusto bajo es parte del bosque nativo ya que encierra mucha fauna. Los agricultores manifiestan que si eso se desmonta serviría para la cría de ganado. El otro punto es que no permiten la siembra de especies exóticas, pero sí nativas.

“Yo no voy a dejar de reconocer que el abuso trae aparejada la prohibición total y eso no nos sirve a nadie”, aseguró Giraudo. En el mismo aspecto, agregó que “prohibir la ganadería en el monte es algo descabellado, y termina siendo un peligro con el fuego. Con la ley actual hay menos bosque en la provincia, hay menos habitantes viviendo en las sierras, menos ganadería y más pobreza, sin dudas se debería cambiar”, concluyó.

 

LOS ZORROS – Lo aseguró el intendente – “La situación está controlada, no ingresó agua al pueblo ”

“Por ahora la situación está controlada, no entró agua al pueblo”, dijo el intendente de Los Zorros, Guillermo Fava.

La población sufre cada año la invasión de la masa hídrica que baja por las cuencas de los arroyos Manantial, Asna y Acequión, desde James Craik con rumbo a San Antonio de Litín, obra de canalización postergada por décadas por su millonario costo. Sin embargo, Fava y los demás intendentes buscaron la reactivación y se mantienen en contacto para insistir en pos de que surja una partida especial para este fin.

Mientras tanto, saben que está en stand by y que, por ahora, además con el agua no se puede llevar adelante.

Así las cosas, el panorama no es el más alentador para el municipio de Los Zorros. “Hay agua en toda la zona rural, aunque la más complicada es más cerca Colaso y Carrilobo”, amplió.

Dijo desconocer una denuncia ante Policía Ambiental de la provincia por canales clandestinos en la zona de James Craik que perjudicarían a la localidad que administra, pero afirmó que “se sabe de los canales, hace tiempo”.

Las lluvias “de los últimos 15 días (la mayoría toma datos desde el 26 de diciembre) superó los 200 milímetros. Hay caminos anegados, campos bajo el agua, pero se están buscando y usando caminos alternativos para la salida de la producción y poner a salvo a los animales en cada establecimiento. Por ahora se puede, aunque los pronósticos para esta semana no son alentadores en cuanto a lluvias”, dijo Fava. Por último, marcó que “hasta hace dos semanas las napas habían bajado, pero hoy ya están a menos de un metro de la superficie”.

 

Print Friendly, PDF & Email
Facebooktwittergoogle_plusFacebooktwittergoogle_plus