De 677 que fueron entrenados en empresas, 41 lograron quedarse

En 2017, Gill decidió mantener la Oficina de Empleo cuando se conoció que la Nación ya no se haría cargo de los gastos operativos. Ayer brindó los datos del año

Oficina de Empleo municipal – Datos de 2017: Gill presentó los datos del año que acaba de terminar. Más de 1.500 personas se vieron beneficiadas mediante las distintas modalidades. Por el PIL, 41 personas lograron un puesto laboral donde habían realizado el entrenamiento

Durante 2017, 1.558 jóvenes y adultos fueron beneficiados en las diferentes modalidades implementadas por la Oficina de Empleo municipal, que busca estimular la capacitación y promover la inserción en espacios laborales.

Así lo puntualizó ayer en una conferencia de prensa en el Salón Oval del Palacio Municipal el intendente Martín Gill, quien recordó que el año pasado decidió mantener la estructura de la Oficina de Empleo, ante la noticia de que el Estado nacional ya no se haría cargo de los gastos operativos como lo venía haciendo.

En este marco dijo que se invirtieron 800 mil pesos para que la oficina continúe como tal -con un equipo conformado por un coordinador de área y ocho integrantes-  y que el impacto se ve al finalizar el año con “más de 1.500 personas beneficiadas que tuvieron su primera experiencia laboral, se insertaron en un espacio de trabajo o pudieron capacitarse en un oficio”.

El mandatario subrayó la labor que realizan quienes son los encargados de asesorar y acompañar a las personas en la búsqueda de trabajo y hacer el seguimiento cuando se concretan convenios con empresas.

Los dispositivos para vincular la oferta y la demanda de trabajo están delineados por los ministerios de Trabajo a nivel nacional y provincial, mediante distintos programas de aplicación en Villa María.

En ese conjunto la inversión fue de 12.376.617 pesos.

Uno de los programas es el de Inserción al Trabajo (PIT), que tiene dos puntos:

– El entrenamiento laboral, mediante el cual se desarrollan prácticas de empleo en empresas, comercios e industrias de diferentes rubros durante un tiempo. Accedieron 677 jóvenes mediante esta vía.

Ante la pregunta de este matutino, el intendente dijo que el beneficiario recibe 3.600 pesos, que son aportados por el Ministerio. Son cuatro horas de trabajo diarias, de lunes a viernes.

– Programa de Inserción Laboral (PIL), que comprende a quienes efectivamente consiguen trabajo en el lugar donde habían realizado el entrenamiento. En esto, el 40% de la remuneración durante seis meses es aportada por el Ministerio nacional a la vez que existen beneficios en cargas sociales para los empleadores. En el año, 41 personas consiguieron un empleo estable, sumándose 15 empresas a formar parte. Son de diversos rubros: fábricas de pinturas, fábricas de aberturas, comercios de venta de insumos informáticos, servicio de transporte de pasajeros, fábricas de hielo, venta de autopartes, heladerías, distribuidoras y librerías mayoristas, talleres mecánicos, entre otros.

Consultado por EL DIARIO, Gill detalló que el beneficiario de esta línea recibe el sueldo que corresponde por ley. Del mismo, hasta 4.300 pesos es el aporte que hace el Ministerio al empleador, además de beneficios en cargas sociales.

Gill agregó que también se brindan espacios de formación profesional, orientación laboral y terminalidad educativa, de los cuales participaron 815 vecinos en 2017.

Las capacitaciones se concretan a través del convenio con distintas instituciones y pueden ser en elaboración de pizzas, de tartas y empanadas, informática, cocina saludable y servicio de mozos (Capacitar); asistente de banco de carpintero, mecánico de sistemas electrónicos e inyección, gestión de ventas, instalador electricista, auxiliar de farmacia, programador de máquinas rectilíneas, realización de vestuarios, cuidado y atención de personas, peluquería, administración contable, moldería industrial, jardinería y mantenimiento de espacios verdes, cosmetología y producción de ladrillos de suelo cemento (CEDER); y diseño mecánico (AERCA).

En tanto, la modalidad de terminalidad educativa es complementaria al programa de Educación para Jóvenes y Adultos que lleva adelante el municipio y se concreta a través de CENMA y CENPA.

El titular del Ejecutivo añadió que en el marco de la línea de empleo independiente o autoempleo participaron 19 personas, que son beneficiarias de instancias de formación y capacitación permanente.

Por su lado, en sostenimiento y protección del empleo el beneficio alcanzó a 30 personas dentro de las cuales se comprenden aquellas con algún tipo de discapacidad.

Print Friendly, PDF & Email
Facebooktwittergoogle_plusFacebooktwittergoogle_plus