El Diario del centro del país

Mención para vivir el presente

Una de las imágenes que acompañan el Anteproyecto del arquitecto Ramiro Domenech

Concurso de Anteproyecto de la Nueva Sede de la Regional 5 Villa María del Colegio de Arquitectos

Con la publicación de hoy terminamos de dar a conocer los trabajos premiados por el jurado del Concurso. Este anteproyecto que recibió una de las menciones fue ideado por el arquitecto Ramiro Domenech, quien contó con Luciano Bonelli y Alan Aguirre Pranzoni en calidad de colaboradores. Aquí, la memoria descriptiva

Llegar a casa, la expresión de deseo básica de la arquitectura y su finalidad.

Contemplar el pasado, vivir el presente y proyectar el futuro en un contexto de colaboración; vivir el espacio común como propio y usarlo para moldear la expresión del futuro; son las metas de la nueva sede ideada para el Colegio.

 

Idea

La arquitectura se organiza en dos bloques programáticos bien diferenciados, unificados e interconectados por un fuelle de servicios. Uno de los bloques es de oficinas y el otro para eventos.


Bloque de oficinas

Los usos del Colegio se organizan a partir de un eje horizontal situado junto al fuelle de servicios y otro vertical materializado en una escalera custodiada por un vacío de tres alturas.

El espacio gira en torno a un vacío de triple altura que es bañado por la luz cenital.

La recepción organiza el espacio horizontal en planta baja, dando paso a las oficinas técnicas y al archivo. De esta forma, las funciones con mayor densidad de personas quedan en la planta noble, mientras que las oficinas que albergan a menor cantidad de personas funcionan en el primer y segundo piso.

Las oficinas permiten una dinámica flexible que se adapta a nuevos requerimientos espaciales por el piso técnico y los cerramientos.

 

Fuelle de servicios

Para conectar ambos bloques, el fuelle de servicios oficia de apoyatura. Nuclea todas las instalaciones sanitarias y técnicas. El fuelle permite el uso del bloque social independientemente del bloque de oficinas.

Así, puede utilizarse el Salón de Usos Múltiples (SUM) para eventos, funcionen o no las oficinas del colegio.

Contiene, además, el ascensor para accesibilidad universal.

 

Bloque social

Se reutiliza la estructura de la antigua cochera ampliando un módulo para dar lugar al SUM, que en su materialidad es un bloque que se cierne al plano cero.

El SUM puede dividirse en dos aulas que cuentan con todos los servicios.

Asimismo, se expande hacia el patio, dando lugar a un uso más descontracturado del quincho-SUM.

 

Etapabilidad

La propuesta considera un desarrollo de etapabilidad aprovechando la estructura metálica existente del estacionamiento actual. De esta manera, el volumen del SUM se desarrolla en una primera etapa junto con la tira de servicios. Esto permite que el Colegio desarrolle sus actividades mientras se continua con la demolición del edificio existente para la construcción del bloque de oficinas.

 

TODOS LOS PREMIOS Y MENCIONES

1° premio

Arquitectos Rodrigo Gómez y Zacarías Moreno. Colaboradores:

Claudio Carranza (Alta Gracia) y Walter Casola (Deán Funes).

 

2° premio

Arquitecto Pablo Tranamil.

 

3° premio

Arquitectos Rodrigo Aguirre, Sebastián Mondino y Julieta Ferreira.


Menciones

Arquitecto Ramiro Domenech. Colaboradores:

Luciano Bonelli y

Alan Aguirre Pranzoni.

Arquitecto Gustavo Rojo Pla. Colaboradores: arquitectos Xavier y Ricardo Rojo Pla.

Arquitecto José Sánchez, Colaborador:

Javier Mercol.

Print Friendly, PDF & Email

En la misma categoría

El reconocimiento a otra idea importante

Lucas Bertolino Desatec

Aprender de los ancestros

Noemí Bramardo

Los Vartalitis y su apuesta por EL DESARROLLO INMOBILIARIO

Noemí Bramardo