El Diario del centro del país

Productores llevan ocho meses con rentabilidad negativa

INFORME del Instituto de Economía del INTA

Especialistas del INTA entienden que el precio de equilibrio para el productor lechero debería estar en los 9,70 pesos por litro. Sin embargo, el promedio es de 7,95 pesos

Según el Instituto de Economía del INTA y los datos publicados por el Observatorio de la Cadena Láctea Argentina (OCLA), la rentabilidad promedio ponderada de las regiones tamberas dejó un margen negativo de 0,8%.

Además, tal como lo demuestra el cuadro principal de esta página, es el octavo mes seguido de rentabilidad negativa para los tambos.

En el informe del INTA, el costo de producción promedio de leche es de $8,27 para agosto, y el precio pagado al productor a nivel nacional según Agroindustria fue de $7,95.

El informe muestra que, si se supone una tasa de rentabilidad exigida al capital del 5% se debería generar un ingreso neto de $10.796/ha./año (hectáreas por año), que dividido por los 7.576 litros de leche de productividad promedio, deberían generar un ingreso neto unitario de $1,43/litro de leche. Por lo tanto el precio de equilibrio sería en este supuesto de $9,70/litro de leche ($8,27 de costo total + $1,43 de rentabilidad al capital), lo que representa unos US$0,26/litro.

 

En Villa María

El estudio del INTA sectoriza los costos y los precios por regiones.

En el caso de Villa María, un tambo chico, tiene una rentabilidad negativa del 2,2%, tal como muestra el cuadro ubicado abajo.

El tambo medio pierde el 1,2% y, paradójicamente, los más grandes, que pueden vender la leche a mejor precio, se encuentran con una rentabilidad negativa mayor a la del tambo medio, dado que alcanza el 1,4%.

De esta manera, se puede advertir la situación desventajosa de los tambos chicos de esta región, dado que en promedio el productor pierde 80 centavos cada cien pesos que recibe, pero un pequeño productor lácteo en Villa María, pierde 2,2 pesos cada 100 que le ingresan.

Cabe señalar que el Instituto de Economía del INTA estableció un método para determinar el costo de la leche, unificando criterios diversos y estratificando a las unidades productivas por tamaño y región.

De esta manera, con datos oficiales que proporciona mensualmente el Observatorio de la Cadena Láctea Argentina (OCLA) que especifica los valores que cobran los productores por litro, se pueden establecer los márgenes de rentabilidad.

La gravedad del último informe es que desde febrero de 2018 hasta septiembre del mismo año se ha dado una seguidilla de márgenes negativos, afectando severamente a la producción primaria que moviliza la economía de nuestra región.

 

Print Friendly, PDF & Email

En la misma categoría

Exportaciones del complejo sojero, en baja

Alexis Loudet

Señal del nuevo gobierno de Brasil

Juan Pablo Morre

Mejoraron las exportaciones

Daniel Rocha