Rivadavia aguantó hasta que pudo y Colón alcanzó a salvar el punto

El próximo fin de semana el clásico cabralense volverá a disputarse en cancha de Rivadavia

En el clásico cabralense, el Verde se quedó rápidamente con uno menos, pero obtuvo una ventaja que aguantó hasta la parte final del encuentro, cuando el Rojinegro alcanzó el empate

El próximo fin de semana el clásico cabralense volverá a disputarse en cancha de Rivadavia

Escribe Alexis Zegatti

Colón y Rivadavia terminaron empatados en uno ayer por la tarde en la primera final del torneo de Reserva de la Liga Villamariense. El Verde” se puso en ventaja y aguantó con un hombre menos, pero sobre el final un cabezazo de Cipriani puso paridad a la serie.

Cabe destacar que el viento jugó un rol importante para que el encuentro no sea vistoso, sumando a ello que los dos equipos intentaron jugar demasiado por arriba y se olvidaron de intentar hacerlo a ras del suelo. Colón, además de ser local, contó con la ventaja de que su rival rápidamente quedó con un hombre menos ya que a los 10 minutos el defensor Esteban Ortiz vio la roja por una fuerte infracción. Sin embargo, eso no pudo ser aprovechado por los dirigidos por Gustavo Cardona.

La primera de riesgo la tuvo Ribba: el delantero del Verde remató alto tras aprovechar una falla de los centrales. Posteriormente Ortiz fue expulsado a raíz de una acción deliberada ante un mediocampista rival (se arrojó con los dos pies para adelante). Eso llevó a quedar con tres defensores al fondo de la visita.

La expulsión no influyó y los dirigidos por Fernando Alba tuvieron una nueva ocasión en un córner desde la izquierda que Fernández salvó en la línea. Rivadavia utilizaba correctamente el viento a su favor y a los 18 minutos un pelotazo cruzado desde el fondo partió para la corrida de Echegaray, que tras dominar remató débil a las manos de Peretti.

Un minuto después llegaría la apertura del marcador. Falta que Manzanares se encargó de ejecutar, el balón quedó boyando por el área y Ribba metió un derechazo que se clavó en el ángulo de Peretti, que nada pudo hacer (1-0).

Colón no lograba salir, el viento en contra lo ponía contra las cuerdas y no lograba sacar ventaja por el hombre de menos que tenía su rival. Tardo 30 minutos en darse cuenta que tenía que salir jugando porque cada pelotazo que tiraba desde el fondo volvía rápidamente.

Mientras tanto, Rivadavia aprovechaba y jugaba rápido. A los 29’ Echegaray encabezó una contra por izquierda para habilitar a Ferreyra, que remató a las manos del uno.

La primera llegada con riesgo del local fue a los 31’ cuando, con la pelota al ras del piso, lograron triangular y Tais terminó enviando un centro al corazón del área, donde estaba solo Machado, que cabeceó increíblemente afuera.

Cuando la primera parte se moría, el Rojinegro volvió a salvarse: Peretti despejó un cabezazo en la línea. Rivadavia, pese a tener un hombre menos, culminó la primera parte siendo superior a su rival.

En la segunda parte Colón, con el viento a su favor, arrinconó a su rival que terminó sintiendo el cansancio y el hombre de menos, además de las ausencias sobre el final de Ribba y Echegaray, quienes fueron reemplazados.

Desde la pelota parada el Rojinegro quería golpear al Verde. Primero Tais probó con un tiro libre que Frandino controló. Luego Fernández cabeceó afuera un centro de Torelli.

A los 8’ Torelli empataba el partido, pero el tanto fue correctamente inhabilitado por Yúdica a raíz de una falta previa de Gómez sobre su marcador. A los 9’ una contra visitante casi liquida al local: Ribba luchó y ganó, cedió para Echegaray, que habilito a Barrera, y el volante enganchó y definió, pero Peretti se hizo enorme y tapó el remate que iba al ángulo.

Cuando promediaba la segunda parte Colón, con más empuje y ganas que ideas, fue en busca del empate. Iban 17’ cuando Cipriano remató desviado. Poco después Guzmán hizo una gran jugada por derecha y terminó habilitando a Torelli, que en soledad definió alto.

Cuando el partido se moría, apareció el cabezazo salvador de Cipriani. Iban 33’ cuando desde un córner ejecutado por Machado, el delantero logró despegarse de su marcador y en soledad puso la frente para dejar sin respuesta a Frandino y decretar el definitivo 1 a 1. Solo quedó tiempo para que el ex Argentino despeje un córner peligroso y que Piccolini desvíe un cabezazo.

Colón y Rivadavia terminaron igualados 1 a 1 y ahora definirán quien es el campeón el próximo fin de semana en cancha del Verde.

 

El dato

Llamó la atención la ausencia de Marcelo Santoni en el banco de suplentes de Rivadavia. El Chelo no llegó y los directivos no lograron comunicarse con él, por lo que fue remplazado por Fernando Alba.

Print Friendly, PDF & Email
Facebooktwittergoogle_plusFacebooktwittergoogle_plus